• Punta de Choros: la entrada norte de la Región de Coquimbo

  • Punta de Choros

    Punta de Choros: la entrada norte de la Región de Coquimbo

    Punta de Choros es una pequeña caleta de pescadores artesanales que te hará disfrutar de los lindos momentos de la vida. La sana convivencia entre el hombre y la fauna nativa del lugar es la copia perfecta del paraíso. Si respetas y cuidas la naturaleza, acompañanos a conocerla.

    Punta de Choros allá vamos

    Ubicada a una hora al norte de La Serenaconoce los 6 imperdibles de La Serena – Punta de Choros es uno de los paraísos vírgenes de la Región de Coquimbo. A esta localidad se accede por una vía rural. En la Panamericana Norte accede a la ruta D-110 y continúa tu viaje por unos 20 kilómetros desde el sector de El Trapiche hasta Choros Bajos. Allí debes tomar la ruta D-116 por otros 20 kilómetros más hasta la caleta de Punta de Choros. Un hermoso paisaje les dará la bienvenida.

    Aguas turquesas, arena blanca y la tranquilidad del entorno la convierte en el lugar perfecto para quienes buscan relajarse. El suave sonido del Pacífico serán un bálsamo para tus oídos. Acá solo podrás usar tu celular para fotografiar las mejores postales, ya que en el lugar no habrá señal para tu móvil.

    ¿Ya estás en Punta de Choros? Entonces mira al frente (hacia el Pacífico), unos elegantes y tiernos pingüinos de Humboldt te querrán saludar.

    Conózcamos la Reserva Nacional del Pingüino de Humboldt

    Este santuario de la naturaleza se compone de 3 islas: Isla Choros, Isla Damas e Isla Chañaral. Allí encontramos a una increíble cantidad de fauna y flora nativa. Para llegar a este lugar deberás tomar un bote turístico en la caleta de Punta de Choros. El valor aproximado por persona es de 10 mil pesos (16 dólares aproximadamente), pero si vas en grupo grande podrás negociar con el dueño del bote. Te recomendamos ver las críticas y sugerencias de algunos viajeros en Tripadvisor.

    Antes de partir, recuerda pasar a la oficina de CONAF y pagar la entrada a la reserva. La primera parada es en Isla Choros, donde no está autorizado el desembarco. Allí los pingüinos de Humboldt anidan, por lo que la presencia humana podría alterar el entorno natural de esta endémica especie. Así que no haga ruido pues las mamitas pingüinos están haciendo dormir a sus polluelos. No hay problema con fotografiar, siempre y cuando no invadas su espacio.

    Gentileza de Willy Barrera de www.turismopuntadechoros.cl

    Mientras nos dirigimos a nuestra próxima parada, una manada de delfines nariz de botella nos acompaña. Nuestro guía nos cuenta que es la colonia más austral del mundo. Nos detuvimos por algunos escasos momentos para maravillarnos con su belleza. Esta es la especie más famosa de delfines, puesto que su naturaleza sociable y su gran inteligencia los convierten en grandes artistas de los espectáculos acuáticos. Pero estamos en contra de la explotación y maltrato animal, así que no los molestaremos más y seguiremos nuestra ruta a Isla Damas.

    Gentileza de Willy Barrera de www.turismopuntadechoros.cl

    Isla Damas, el paraíso de Punta de Choros

    ¿Se habrá hundido el bote y ahora estamos en el cielo? Afortunadamente no. Esta es la única isla en la que podemos desembarcar. Allí el mar es color turquesa y la arena es blanca, así que no te faltará las ganas para bañarte, pero recuerda que este es un santuario de la naturaleza por lo que no lo podrás hacer. No te preocupes que tenemos otro panorama para ti.

    Ponte las zapatillas de excursión que iniciaremos un recorrido por un magnífico sendero de 1.800 metros para conocer toda la isla. El circuito tiene 9 estaciones con información sobre la fauna y flora del lugar. Para los turistas bilingües también existen leyendas en inglés. Recuerda que solo podrás permanecer máximo 1 hora, ya que aquí se salvaguarda la vida silvestre.

    Muchas cosas por hacer en Punta de Choros

    Ya de vuelta a tierra firme, nuestras tripas ya nos piden comida. Como el tour a las paradisíacas islas se debe realizar durante la mañana, el retorno coincide con la hora del almuerzo. En la localidad existen muchas ofertas gastronómicas, te recomendamos a que pruebes los platos hechos con productos del mar. Después anda a tomar una siesta a las orillas del mar, para que en la tarde puedas practicar buceo.

    Punta de Choros También es reconocido por ser el mejor lugar de Chile para bucear. Tiene muy buena visibilidad y una gran biodiversidad bajo el mar. Acá se ofrecen cursos de buceo, los que duran alrededor de seis días y al finalizar obtienes una certificación. Además puedes realizar pesca y caza deportiva. ¿Qué esperas para conocer este maravilloso lugar?